informaValencia.com

Cumpleaños feliz

Cumplir un año más significa haber completado un viaje de circunvalación al Sol a una velocidad de 32 kms/segundo

Adela Ferrer / Astróloga

Celebrar el cumpleaños es una costumbre pagana que tenía por objeto animar a mantener fuerte el espíritu de la vida. Seguramente esta costumbre estaba relacionada con lo que hoy llamamos “cronobiología”, con el ciclo vital, que se inicia con el nacimiento y oscila de acuerdo a una onda a lo largo de la vida. Está comprobado estadísticamente que se producen más fallecimientos en los días previos al cumpleaños y el propio día del aniversario que en cualquier otra semana del año.

Cumplir un año de vida es lo mismo que decir que hemos completado, a bordo de la Tierra, una vuelta alrededor del Sol. Del mismo modo que en su trayecto, la Tierra ha pasado por cuatro posiciones “críticas” (los dos solsticios y los dos equinoccios), nuestro ritmo vital en un año también pasa por cuatro “estaciones personales” con sus cuatro bajadas críticas de energía, una cada tres meses (a partir del día del cumpleaños) y de una duración aproximada de una semana cada una de ellas. Es decir, padecemos cuatro periodos críticos, las dos cuadraturas, la oposición y la conjunción del Sol con su lugar natal.

Conocer este ciclo del Sol puede resultar muy positivo, ya que si señalamos esas fechas en el calendario, podremos evitar cargarnos de compromisos, hacer trabajos demasiado pesados o emprender duras tareas esos días.

El periodo cercano al cumpleaños es el más significativo e indica la época en la que la vitalidad está más disminuida y es cuando nos conviene aminorar la marcha, descansar más y no abusar de nuestras fuerzas.

www.adelaferrer.es

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: